• ¡SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER!

    He leído y acepto la política de privacidad
  • ¿QUÉ TIPOS DE EQUIPOS DE PROTECCIÓN INDIVIDUAL (EPIS) NECESITO PARA GARANTIZAR LA SEGURIDAD EN EL TRABAJO?

    ¿QUÉ TIPOS DE EQUIPOS DE PROTECCIÓN INDIVIDUAL (EPIS) NECESITO PARA GARANTIZAR LA SEGURIDAD EN EL TRABAJO?

    Garantizar la seguridad y la salud de los empleados en el trabajo es un factor fundamental para cualquier tipo de empresa. Pero si, además, hablamos de sectores más vulnerables, como la construcción, la cual, registra índices de peligrosidad y siniestralidad bastante más altos que otras industrias, invertir en soluciones que protejan al trabajador de accidentes laborales, se convierte en una prioridad absoluta para el empresario.

    Teniendo en cuenta esta realidad, resulta esencial llevar a cabo acciones basadas en la prevención en riesgos laborales, que eliminen o reduzcan la siniestralidad y proporcionen una protección colectiva e individual, que cumpla con el marco legislativo vigente en esta materia. 

    Para conseguir minimizar los accidentes laborales en este sector u en otros de similares características, una de las medidas de seguridad básicas e imprescindibles, que deben utilizar los empleados, son los llamados equipos de protección individual o EPIs, siempre que sea necesario. En las siguientes líneas, CIR62, empresa especializada en suministros industriales, informaremos sobre los tipos de EPIs que existen y sobre algunas condiciones a tener en cuenta a la hora de utilizar este material de seguridad.

     

    Tipos de Equipos de Protección Individual

    Cuando hablamos de EPIs estamos haciendo referencia al equipo que ha de utilizar o llevar puesto el trabajador (objetos, ropa y complementos) para protegerse de los posibles riesgos que amenacen su seguridad o salud durante su jornada laboral. En este grupo, entrarían, por ejemplo, los cascos de seguridad, el calzado con protección en punteras y suelas antideslizantes, ropa reflectante, guantes especiales, protección respiratoria para poder manipular sustancias peligrosas, protectores auditivos para evitar los niveles superiores a 80 Db, entre otros muchos elementos de uso obligatorio.

    A continuación, pasaremos a analizar más en profundidad los distintos tipos de EPIs que podemos encontrar. Estos son algunos de los equipos más habituales: 

     Gafas o pantallas de protección. Este equipo se utiliza para proteger principalmente los ojos y la cara del trabajador. Para la protección ocular, lo habitual es usar gafas integrales, universales o del tipo cazoleta y en el caso de la protección facial, las máscaras de soldadura.

    Material para proteger las vías respiratorias. En sectores como la industria química, por ejemplo, existe un serio peligro para las vías respiratorias de los operarios. Por esa razón, es necesario utilizar EPIs que protejan esta parte del cuerpo, mediante aislantes respiratorios, cascos, máscaras y equipos filtrantes que eviten la inhalación de polvo, humo, partículas o gases. A veces, también, según el tipo de negocio, se requiere de equipos de submarinismo.

    Cascos para oídos, tapones y orejeras. Este tipo de protecciones son esenciales a la hora de velar por nuestro oído, ya que se trata de un órgano extremadamente sensible, que puede resultar muy dañado, si no se toman las medidas adecuadas para reducir los altos niveles de ruido, que sobrepasen los decibelios recomendados.

    Cascos o gorros. Se trata de cascos de seguridad destinados a proteger nuestra cabeza como por ejemplo los utilizados en minas u obras de construcción. En el caso de trabajar con fuego o materiales químicos, los cascos deben ser fabricados de un material específico, destinado a este fin.

    Chalecos, fajas, chaquetas y cinturones. Con este material se protege sobre todo el abdomen y el tronco de posibles cortes, perforaciones e incluso de algunos peligros químicos.

    Calzado de seguridad. El equipo de protección individual indispensable, en este caso, para proteger nuestras piernas y pies en nuestro puesto son, por ejemplo, las botas con refuerzos, capaces de protegernos del frío y del calor extremo o de posibles daños eléctricos.

    equipos de protección profesional

    Condiciones de uso y mantenimiento de EPIs

    Dada la vital importancia de este material de seguridad, es fundamental mantener estos equipos siempre en perfecto estado. Para ello antes de ser utilizados es importante revisarlos con antelación para descartar posibles defectos o anomalías. Entre las condiciones mínimas que deben reunir las EPIs para que su utilización resulte perfecta destacan:

    Que las condiciones de temperatura, humedad ambiental, oxigeno existentes en el lugar de trabajo sean las adecuadas.

    Tener en cuenta las condiciones anatómicas, fisiológicas y de salud del trabajador para que de ningún modo quede reducida su capacidad visual, auditiva o respiratoria.

    Que el peso y el volumen sea lo más reducido posible.

    Que se adapte perfectamente a la fisionomía del trabajador.

    En caso de tener que utilizar varios EPIs simultáneamente, deben ser compatibles entre sí.

    Otro factor crucial en dicha materia, es el obligado cumplimiento de las normativas europeas relativas a seguridad, por lo que los fabricantes y marcas líderes en EPIs, como, por ejemplo, 3M, Mendi o Delta Plus, no sólo se esfuerzan en ofrecer y garantizar siempre las mejores calidades, sino que también se afanan en facilitar al trabajador todo tipo de información relativa a las características, accesorios, piezas de repuesto, fecha de caducidad, modo de empleo adecuado, almacenamiento e incluso sobre el mejor mantenimiento de estos equipos.

    Conclusión

    Ahora ya sabes algo más sobre los Equipos de Protección Individual que son necesarios para prevenir posibles accidentes laborales. Pero si necesitas un asesoramiento más personalizado sobre este tema, no dudes en contactar con nuestro equipo de expertos de CIR62. Sabemos lo que necesitas.